Metafisica espiritualista: Lo que nadie te contó

La metafísica espiritualista es la concepción de una nueva filosofía que muchas personas creen que es una filosofía o psicología barata, las personas que publican libros de metafísica generalmente se relacionan con la espiritualidad ya que presentan ciertas afirmaciones que nos pueden verificar por la ciencia, debido a la naturaleza esotérica de sus postulados.

Según la metafísica espiritualista, la realidad no existe como tal, simplemente es la proyección del mundo interior de una persona, por lo tanto la realidad es subjetiva, y depende de la percepción de la persona que piensa en la realidad.

Poderes psiquicos test

Los autores de libros metafísicos, son muy buenos vendedores ya que ellos mismos dan consejos para lograr abundancia, amor romántico y éxito en la vida. Y lo cierto es que la creencia que las personas tienen en estos métodos es la que despierta el poder interior de su ser y por esta razón pueden lograr tener las cosas que quieren y convertirse en las personas que quieren llegar a ser.

Qué es la metafísica.

La metafísica es el estudio del ser, más allá de la realidad en sí misma. Por lo tanto está en un plano más elevado que la ciencia porque no puede ni siquiera demostrarse un postulado metafísico. Muchos filósofos han tratado de explicar a dios mediante la metafísica pero no han logrado su objetivo porque no se puede comprobar la veracidad o falsedad de sus aseveraciones.

Muchos creen que la realidad es objetiva, que nosotros existimos y que las cosas también existen aunque nosotros dejemos de existir, mientras que la metafísica espiritualista nos dice que nosotros somos los creadores de la realidad y que a través de nuestro pensamiento podemos dirigir las fuerzas naturales de la divinidad para observar el mundo que queremos ver a través de nuestros ojos, decodificando cada impulso electromagnético como una realidad aparente, cuando lo cierto es que lo único que existe es el ser.

La metafísica espiritualista y la mente.

El primer paso para adentrarse en la metafísica espiritualista y buscar el logro de los deseos más anhelados y nobles, es entender la mente.

También deberías leer:  Hechizos en latin

La mente es solamente una herramienta, es un órgano qué nos permite crear nuestra realidad, nosotros no debemos identificarnos con nuestra mente porque nosotros solamente somos espíritu.

Un ejemplo que pueda ayudarte a entender mejor esto es que tu mente es como un jardín, y ahí puedes plantar las flores que te gustan y debes dedicarte cada día a regarlas, cortar sus hojas, extraer sus flores, retirarlas totalmente de la tierra o simplemente contemplarlas.

La mente es siempre tierra fértil, y si no plantas las flores que te gustan o los pensamientos que te gusta pensar entonces la maleza comenzará a brotar y tendrás un jardín lleno de hierbas que no te servirán para nada y estarán consumiendo todos los nutrientes de la tierra.

Tu mente tiene energía limitada, por lo tanto cada día debes ahorrar es energía e invertir la en los pensamientos que realmente te producen felicidad y te ayudan a tener más fortaleza en tu vida.

Por esta razón las personas que tienen objetivos y luchan diariamente para conseguirlos contra viento y marea, son los buenos jardineros que trabajan día y noche para obtener lo que desea, mientras las personas que no tienen espiritualidad y que se dedican solamente a las banalidades del mundo material generalmente dejan de sembrar nobles pensamientos en su mente y la maleza empieza a surgir en forma de ansiedades, miedos, preocupaciones y estrés.

La metafísica espiritualista nos dice que el mundo es una creación nuestra y por lo tanto podemos seguir creando cosas que puedan surgir de nuestras ideas y pensamientos puros más allá de la realidad.

El ser humano en toda su existencia debe darse cuenta que es un ser divino y por lo tanto debe perfeccionarse cada día más, mejorando los aspectos principales de su vida.

El mundo no es más que una creación del ser humano, es una interpretación de su mundo interior que se ve reflejada en la materia.

Por favor, ayúdanos a que esta información llegue a la mayor cantidad posible de personas.

Solamente tienes que compartir este artículo en Facebook, Twitter o WhatsApp.

Muchísimas gracias por tu ayuda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *