Como empezar a meditar por primera vez

La meditación sin lugar a dudas tiene excelentes beneficios para la salud. Ayuda a calmar la mente y agudizar nuestros sentidos, también nos ayuda a relajar nuestro cuerpo y desarrollar nuestro espíritu.

La mente está llena de pensamientos todo el tiempo, pero debemos aprender que sólo podemos tener un pensamiento a la vez, es como tu teléfono celular que sólo puedes tener una aplicación en toda la pantalla, por lo tanto sólo te concentras en un pensamiento y luego ese pensamiento provoca que te concentres en otro pensamiento y de esta forma tu mente va a la deriva.

Cómo empezar a meditar por primera vez.

El problema en la sociedad actual es que todos nosotros estamos concentrados en nuestros problemas, nuestros sueños y nuestras esperanzas, y es cierto que también tenemos remordimientos del pasado. La religión ya no se aplica correctamente o tal vez nunca se ha aplicado correctamente, las buenas intenciones de los sacerdotes y los líderes espirituales del mundo no han llegado más allá de buscar la paz mundial, pero lo cierto es que para llegar a la paz mundial debemos encontrar la paz interna y esto lo lograremos gracias a la meditación.

Debemos comprender que es la mente para saber cómo empezar a meditar por primera vez, la mente es como la infraestructura del cine y nuestros pensamientos son como las películas, pero déjame preguntarte antes de continuar ¿te agradaría ir al cine y ver la película rápido y furiosos durante 3 segundos para que luego la cambien por cuidado bebé suelto y finalmente la cambien a los cazafantasmas en tan sólo 9 segundos?.

Como meditar por primera vez

Por supuesto que no, lo que pasa con tu mente es que te desconcentras y empiezas a cambiar de pensamiento y pensamiento. Si estás preocupado por tu trabajo empiezas a pensar en tu jubilación y de ahí surge el pensamiento de qué estás soltero y que si no consigues una novia te quedarás solo y viejo, de pronto surge otro pensamiento acerca de tu abuelito qué está enfermo y tienes miedo de no poder verlo otra vez y en ese instante comienzas a preocuparte nuevamente sobre tu jubilación. Y todo esto provoca reacciones negativas en tu organismo porque tu cerebro cree que estás viviendo experiencias reales cuando sólo son imaginaciones tuyas orecuerdos del pasado. Por lo tanto te das cuenta que tú no eres tu mente ni tampoco tus pensamientos, sino que eres el que observa todo lo que pasa a través de la pantalla del cine mental.

Meditar es el acto de liberar la pantalla del cine o al menos tratar de proyectar una sola película durante por lo menos 30 minutos. Cuando las personas se concentran en un solo objetivo o en un solo pensamiento pueden lograr muchísimo más que cuando están distraídas con preocupaciones, dudas, temores, fantasías o deseos.

La meditación ayuda a serenar la mente y esto se puede lograr con un mantra, concentrándose en la respiración o concentrándose en un solo sentido.

La respiración en la meditación.

Aprender a meditar es muy fácil, lo difícil es comprometerse a realizar la meditación durante 20 minutos todos los días por el resto de tu vida.

Pero amigo mío déjame preguntarte algo ¿acaso no tienes un ritual de estresarte durante horas cada día? claro que sí, todos nos estresamos durante el día por tonterías y también por cosas importantes, y es un ritual sagrado para todos nosotros. Nos gusta renegar, nos gusta maldecir, nos gusta quejarnos y nos gusta vivir una vida ajetreada y llena de riesgos y problemas.

Así que te exijo desde este momento que te obligues y te comprometas a meditar todos los días de tu vida desde el día de hoy.

La técnica de meditación es lo que menos importa, sin embargo debes encontrar una técnica que te ayude a meditar en todos los momentos de tu vida. Existen muchísimas técnicas de meditación y la que recomiendo es la de concentrarte en tu respiración.

Meditacion por primera vez

Cómo eres principiante te recomiendo que practiques este técnica durante 5 minutos tres veces al día, después de cada comida.

En primer lugar debes relajar tu cuerpo respirar lenta y profundamente y buscar una silla cómoda.

Coloca el temporizador de tu celular para 5 minutos.

Siéntate en la silla.

Cierra los ojos.

Descansa tus manos sobre tus muslos.

No trates de mantener tu mente en blanco.

Comienza a respirar profunda y lentamente.

Disfruta tu respiración.

Mientras inspiras concéntrate en el aire que ingresa tus pulmones.

Mientras expiras concéntrate en el aire que sale de tus pulmones.

Si se presenta un pensamiento ya sea positivo o negativo.

Simplemente cambia tu enfoque otra vez hacia tu respiración.

No luches contra tus pensamientos solamente déjalos fluir a través del tiempo.

Si luchas contra tus pensamientos estarás creando otros pensamientos más.

Ni siquiera debes sentir nada cuando se presenten las imágenes en tu mente.

Si sientes algo, disfruta la sensación, siente la pero no la juzgues.

La meditación se trata de fluir.

Deja que tu cuerpo se relaje.

Deja que tu mente se relaje.

Sigue concentrando te en tu respiración.

No luches contra tus pensamientos.

Solamente se consciente de que estás pensando y vuelve a concentrarte en tu meditación.

Mi primera vez meditando.

Mi experiencia meditando comienza hace algunos años, cuando por primera vez intenté meditar durante 10 minutos.

Estaba muy entusiasmado porque leí que la meditación tenía grandes beneficios como por ejemplo:

  • Ayuda a bajar la presión arterial.
  • Ayuda a relajar la mente.
  • A largo plazo se incrementa la memoria.
  • Se puede controlar mejor las emociones.
  • Se desarrolla el lóbulo frontal.
  • Se puede tomar mejores decisiones.
  • Ayuda a evitar el nerviosismo.
  • Evita el estrés y la ansiedad.
  • Ayuda a tratar la depresión.

Después de leer todas las ventajas de la meditación me decidí convertirme en un meditador y leí bastante sobre el tema, incluso leí un libro sobre la fuerza de voluntad o la autodisciplina y la principal arma para convertirse una persona disciplinada no era nada más que la meditación.

En el libro decía que la meditación nos ayuda a desarrollar nuestra fuerza de voluntad, porque es necesario tener disciplina para volver a concentrarnos en la respiración cuando se presentan pensamientos tentadores que tratan de distraernos.

Conclusión

Lo mismo ocurre en la vida real cuando estamos trabajando y queremos ser productivo se nos presentan diferentes tentaciones como ver vídeos en youtube o chatear con nuestros amigos, también las tentaciones de la comida afectan nuestra vida pero con la fuerza de voluntad podemos lograrlo todo, y cuando estamos meditando desarrollamos sin querer nuestra fuerza de voluntad.

Por lo tanto cómo es la primera vez que vas a meditar no te pongas tenso ni nervioso porque se presentan muchos pensamientos en tu mente mientras estás en silencio concéntrate en tu respiración, debes estar alegre porque estás desarrollando tu fuerza de voluntad.

Se dice que sí eres un mal meditador no podrás mantener tu mente en blanco y concéntrate sólo tu respiración, pero al ser un mal meditador estarás desarrollando tu fuerza de voluntad y poco a poco podrás desarrollar las partes que tu cerebro necesita para poder desarrollar su capacidad de enfoque y otras capacidades cognitivas que no pueden ayudar a lo largo de nuestra vida.

Etiquetas: como meditar por primera vez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *